Història d’ un orinal.

orinal

HISTÒRIA D’ UN ORINAL.
Un dia fent la velaeta después de sopar en el corralet de casa diu la meua nora:
A ver ahora que estais los tres hombres de la casa juntos. ¿Quien es el que no levanta la tapadera del inodoro para miccionar?
I contesten al mateix temps el chicón i el meu Chusep ¡YO NOOOOOOOO!
Entoces ¿ es usted tio Visantico?
¿Yoooo que? Si no se que collons vol dir inodoro i encara menos micsionar.
Si es usted el que ensucia la tapa del water cuando hace pipi, tendré que tomar medidas.
Li conteste yo: Pues puedes tomar medidas cuando hago pipi pero ya te digo yo que no tiene na que ver lo que me mide por la mañana con lo que me mide por la noche que ya lo pillarás cansao.
Si si usted se lo toma todo a broma pero a partir de mañana tendrá un orinal debajo de su cama para que haga pipi y popo.
Al vore al meu Chusep que acachaba la vista i tremolaba en vaig donar conter de que era ell el que gotechaba la puñetera tapaora pero tenia por de declararo.
Vaig desidir acatar la sentensia i la condena que la meua nora habia imposat.
Al dia seguent ja tenia la vasenilla baig del llit en tapaoreta i tot. Tenia floretes color rosa. Es que es pija hasta pa comprar un orinal.
A mijant nit en desperte en un mal de pancha de por.
Tot alló que rebollia tenia que abocaro en algún puesto.
Mapone en la vasenilla i aire que puja i aire que abaixa es produix un buit creant el efecte ventosa.
Tire a alsarme pero la vasenilla seguia pega al meu cul.
La image que es reflejaba en el espill del asmari era com una tortuga ninja pero en tota la molla fora.
Después de mols esforsos i grasies a un bon petot la vasenilla va eixir per fi dispará.
Pel cami al water sense ensendre les llums per no despertar a ningú trove una altra vasenilla pero com si fora de espart.
Pues alli va anar a parar tota la pandecá.
De camí al llit en veig una rata enorme en dos ulls rojos com a plats que corria pel pasillo.
En una patá lastampe contra la paret i la remate en el gayato.
Che que agust vaig dormir eixa nit.
Al sandemá el meu Chusep en contaba pixanse de risa que sa mare habia trobat el robot aspirador desfet en mil miquetes.El orinal penjat de la lampara del comedor
I una pamela que la meua nora habia comprat pa la comunió plena de mantecao.
Ostiaaaaaaaaaaa
Quin anredroooo
La meua nora no hem va dir ni pio.
Pero a partir de eixe dia la vasenilla va desapareixer i ya no mai mes va preguntar ni per el inodoro ni qui el micsionaba. jajajajaja.